Del artículo en letraslibres: «Hace mil novecientos años, en 102 después de Cristo, Cayo Valerio Marcial regresó a Bílbilis (Calatayud, en Zaragoza) para morir en donde había nacido, quizá en 39 ó 40 (…) Ganó la libertad para volverse crítico y escribir treinta y tres libros de epigramas que, como las Sátiras de su amigo y contemporáneo Juvenal, describen corrupciones muy semejantes a las nuestras (…) 1. Soledad en compañía: No te sorprenda en nada que rechace/ tu invitación /para una cena da de trescientos, Néstor: / No me gusta cenar a solas». Imagen (incunable de los Epigramas por el usuario Escarlati en Wikipedia)

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MÁS NOTICIAS